domingo, 22 de abril de 2012

TRES EN LA CARRETERA con VOLVER ANTES QUE IR


Tres en la carretera
Isabel Ruiz Lara



Tres en la carretera

8 comentarios:

Claudia Cano dijo...

Hola Flavia,
Hoy escuché tu entrevista en la radio. Me ha gustado muchísimo lo que has leído, lo que has dicho.
Soy argentina, llevo viviendo en España 33 años, allí viví 19, y aunque me siento de aquí, siempre seré inmigrante, y dadas mis circunstancias, inmigrante aquí y allí... o no...
Me han llegado mucho tus palabras, el sentir de irse, de vivir en otra cultura, de pertenecer a las dos, de la confusión del irse y el volver...
Muchas gracias, ha sido un gran gusto escuchar la entrevista.
Un abrazo.

Flavia Company dijo...

Claudia:
Tu comentario llega a este lugar desde el que quiero recibirte con la inevitable y hermosa complicidad de nuestras idas y vueltas. Gracias, muchas gracias por dejar acá tu huella. Un abrazo grande.

Verba volant, scripta manent dijo...

Dices en el programa que "uno entiende que para volar muchas veces hay que tirarse al abismo", la vida misma es un inmenso abismo al que hay que tirarse para seguir :) Me ha encantado la entrevista, un beso.

Flavia Company dijo...

Verba volant:
Me alegra que te haya gustado la entrevista. Isabel Ruiz Lara consigue que sus programas sean siempre un espacio mágico.
Y sí... la vida es un emocionante abismo.
Un beso también para ti.

Anónimo dijo...

He aquí otro oyente más que satisfecho. De hecho, tras escuchar los dos fragmentos que leiste en el programa, he sentido la necesidad de darte las gracias. Gracias por poner por escrito con tanta precisión aquello que se me ha pasado por la cabeza tantas veces... Ver la tristeza en un mantel planchado... la "obscenidad" de la sencilla felicidad de algunos, ... Creo que en breve me convertiré en un agradecido lector.

Un abrazo ^^

Flavia Company dijo...

Oyente satisfecho:
Muchísimas gracias por tu comentario, tan cálido. "Tres en la carretera" es un gran programa, porque Isabel Ruiz Lara siempre consigue crear una atmósfera acogedora. Un abrazo.

El condón de Aquiles dijo...

Gracias Flavia ( a Isabel ya se las daré por otro lado :)).

En este domingo que estaba inmerso en una tempestad, sin rumbo, paradójicamente cuatro personas me preguntaron qué tenían que hacer para llegar a su destino: para ir al Parque Güell, otra a la estación de cercanías, otra a la calle Balmes y la quinta ... la quinta a cualquier puerto para poder rehacer su mástil.

Migramos (sin prefijos) hasta sin salir de nuestra piel, y llega un momento en que ya no sabes si vuelves o vas, pero es tan lindo migrar, más aún si lleva incluido un migrarte a los ojos.

¡Gracias!

Flavia Company dijo...

El condón de Aquiles:
Muchas gracias a ti por tu comentario. Seguimos.